CLAUDIO BARRIOS

100
% CLIENTES SATISFECHOS

GRUPO GAMMA

logo-Grup-Gamma-

Blog

Ladrillos, su origen y tipos

¿Sabes cual es su origen?

El ladrillo es elemental en la historia de la arquitectura.

Los primeros registros que se tienen de su uso para la construcción demuestran que fueron los agricultores del neolítico precerámico del Levante Mediterráneo A.C quienes levantaron ciudades sin madera ni piedra que era lo común en aquellos momentos.

Los primeros registros que se conocen de hiladas de ladrillo datan de antes del 7500 A.C. en yacimientos arqueológicos de Mesopotamia. Los primeros tipos de ladrillo que se encontraron fue en las ruinas de Jericó. Estos tipos eran:

– Periodo entre 8.300 a.c y 7.600 a.c, con un tamaño de 260x100x100 mm
– Ladrillo de caña, más fino.

El ladrillo es una pieza de cerámica o arcilla, generalmente rectangular, cocida a más de 1000°C. Es esa exposición a altas temperaturas durante su fabricación, la que le proporciona una alta resistencia, alta duración y facultades aislantes, tanto térmicas como acústicas.
 

Tipos de ladrillo para la Construcción

Dependiendo de la finalidad, aspecto y la necesidad del uso que se le vaya a dar, se elegirá un ladrillo u otro.

  • Cocido de Arcilla, es el más común y no tiene agujeros y su caras tienen aspecto rústico. Este tipo de ladrillo también se conoce como de tejar o manual tipo M.
  • Macizo, es plano y con dimensiones exactas. Hay un tipo de macizo denominado “con cazoleta”, es útil para tabiques con llagas o juntas de poco espesor, o sin juntas.

 

  • Perforados, Sus agujeros horizontales permiten el ingreso del mortero fortaleciendo la construcción, es decir le da más resistencia al muro. Para ser considerado perforado debe tener un 10% como mínimo de su superficie hueca (algo menos sería considerado macizo)

  • Huecos, con perforaciones horizontales en el canto, que le dan ligereza. Se usan en tabiques que no necesitan soportar mucha carga.
  • Adobe, usado en construcciones rústicas o precarias. Este se seca al sol, y le da una mayor capacidad de aislación térmica. Aunque no es utilizado ni recomendable en construcción por su poca resistencia.Además de los ladrillos para la construcción podemos encontrarnos con

ladrillos decorativos como:

  • Cara Vista o La Vista, no tiene poros lo que hace que sea muy resistente al agua y bajas temperaturas. Se utiliza especialmente para exterior. Generalmente con acabado esmaltado.

  • Refractario, con una textura lisa y homogénea. Es muy utilizado en lugares con altas temperaturas como asadores, hornos, calderas o chimeneas.

  • De Pared estilo rústico, lados irregulares, original y con acabado rústico. Se utiliza tanto para exterior como interior.

  • Para Piso, utilizado en suelo como patios, terrazas, jardines, etc. Son diferentes en cuanto a su diseño y acabado.

Ningún comentario

0

ESCRIBE UN COMENTARIO

dieciseis − 15 =

Este sitio web utiliza cookies para ofrecer un mejor servicio. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. Encontrará más información en nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies